Cómo elegir y llevar el cinturón

Cómo elegir y llevar el cinturón

Cómo elegir y llevar el cinturón

No nos referimos al cinturón del coche, eso lo sabéis porque esto es un blog de moda y aunque parezca algo obvio, no todo el mundo sabe llevar el cinturón.

El cinturón es un complemento con una función estética, pero también práctica. Mantiene la camisa en su sitio, evita que los pantalones caigan por debajo de lo permitido y añade elegancia cuando lo utilizamos con ropa adecuada. Muchos hombres cometen ciertos errores básicos que no deben permitirse a la hora de escoger y llevar el cinturón, y vamos a daros algunos consejos para que triunféis con este complemento.

El primer consejos que os damos es que escojáis bien la talla. Cuando nos dispongamos a comprar un cinturón debemos ir con el pantalón al que queremos añadírselo. Los vaqueros, por ejemplo, son más gruesos que los pantalones de vestir, por lo que no es la misma medida para ambos. Debemos cuidar que la lengüeta que sobre del cinturón al meterlo en el agujero correcto no sea ni demasiado larga ni demasiado corta.

Debemos escoger bien el agujero en el que vamos a ajustar el cinturón. Por un lado tenemos el estilo americano, que dicta que el cinturón debe ajustarse en el primer o segundo orificio. Y por otro lado el estilo europeo que establece que el orificio escogido sea el tercero, dejando dos orificios a cada lado. La mayoría de cinturones formales tienen 5 agujeros.

El tamaño de la hebilla es algo en lo que muchos hombres fallan. Por mucho que gusten las hebillas grandes, deben ir a juego con la complexión de la persona. Un hombre pequeño con una gran hebilla quedará ridículo y un hombre alto y fuerte con una hebilla diminuta ni siquiera es imaginable.

El grosor del cinturón es otro tema que nos trae de cabeza. Si utilizamos un traje completo o un pantalón de vestir, el cinturón debe ser más estrecho. En cambio, si vestimos con vaqueros, debe ser algo más grueso.

Sin Comentarios

Deja tu comentario